Comienza la primavera y lo primero que viene a la mente es: luz y flores. Incorporar estos dos elementos a la decoración de tu hogar es posible escogiendo el papel pintado floral adecuado.

Hay quien se enamora de los diseños y motivos florales pero teme que recarguen el espacio o lo hagan parecer más pequeño. Pero ese es un problema que desaparece cuando la elección del papel pintado es la correcta.

Con el ánimo de que recibas la orientación de expertos en decoración, mediante este artículo te presentamos dos fórmulas infalibles a la hora de incorporar este elemento tan especial para vestir las paredes de tu hogar.

2 variables que influyen en la elección del papel pintado

Para empezar, hay que considerar dos factores que tienen mucho que ver con la selección final del papel pintado floral y van de la mano: tamaño y cantidad.

No es lo mismo decidir para una estancia amplia y con luz del sol directa que para una habitación de tamaño más reducido.

Todo lo que necesitas saber sobre el papel pintado floral

Por ejemplo, si el espacio a decorar -sea un salón, dormitorio o vestidor- es pequeño, lo mejor es disminuir la cantidad de papel pintado. Una técnica que no falla nunca es ubicarlo en una sola pared. Así conseguirás el toque sofisticado sin ahogar el espacio. Además, podrás arriesgarte con diseños más atrevidos y tupidos.

En cambio, para aquellos lugares más amplios, puedes optar por empapelar cada pared de la estancia. Sin embargo, debes tener en cuenta que se conseguirán mejores resultados con diseños florales más discretos, en colores claros y limpios que resalten la luz. Un ejemplo perfecto es el de la foto de este artículo.

Pero siempre daremos consejos más adecuados sobre papel pintado floral una vez nos presentes tu proyecto. Contáctanos y recibirás la guía que necesitas para hacer realidad tus ideas.

Contactar