¿Fregar el parquet o no fregarlo? Hay opiniones para todos los gustos. Por un lado, algunos defienden que no debería hacerse bajo ningún concepto; otros sostienen que puede hacerse con moderación. Pero, ¿cuál es la realidad?

¿Cada cuánto tiempo hay que fregar el parquet?

Fregar el parquet: ¿cómo y cuánto?

Antes de nada, queremos dejar claro que hay diversas formas de limpiar el parquet. En el caso de querer usar agua para quitar manchas con mayor facilidad, hay que asegurarse de que este se encuentre en buen estado: sellado, plastificado y debidamente protegido con barniz.

Si se cumplen esas condiciones, se puede fregar con agua una vez a la semana como máximo. Sin embargo, es muy importante que el mocho esté muy bien escurrido para que no queden charcos en la madera en ningún caso.

¿Es beneficioso añadir algún producto al agua? En pequeñas cantidades, sí puede usarse un producto específico para madera con pH neutro. Por contra, deben evitarse a toda costa las mezclas que estén compuestas de amoniaco, lejía, alcohol y otras sustancias dañinas para el parquet.

Una recomendación muy útil es tener un mocho específico para el suelo de parquet, a poder ser de microfibra. De esa forma, aseguramos que no queden restos de otros productos que pudieran dañarlo.

Aunque el agua en la limpieza del parquet debe moderarse, existen otras formas de lavar el piso.

Sugerencias adicionales al limpiar el suelo de parquet

Para mantener el suelo reluciente, recomendamos el uso habitual de una mopa ligeramente humedecida con sprays especiales.

También es útil la aspiradora, siempre que tenga el accesorio de ruedas para parquet que evita causar arañazos en la madera.

Hay que tener especial cuidado con las escobas; sus cerdas deben ser suaves para no causar marcas.

En Oller Decoració ofrecemos una amplia gama de suelos de parquet, y damos asesoramiento personalizado sobre cómo cuidarlo. Contáctanos y descubre todas las posibilidades del parquet.

Contactar